Bogotá. Las alcaldías locales se cubren por un sistema meritocrático

El proceso de selección de los futuros 20 alcaldes locales comenzó el pasado 1 de febrero con la inscripción masiva de ciudadanos que buscaban gobernar en las localidades donde habitan desde hace por lo menos dos años.

El examen fue realizado el pasado 16 de febrero. De los 1.368 ciudadanos que presentaron las pruebas a las que obliga el proceso meritocrático de selección, 296 aprobaron, es decir, solo el 20 por ciento. El resto quedó fuera.
El paso a seguir es que quienes pasaron el examen deberán ser escuchados por sus respectivas JAL. Los ediles escogerán una terna -en la que mínimo debe haber una mujer- y, finalmente, el Alcalde Mayor seleccionará el nombre del cada alcalde local.

A los candidatos se les interrogó, entres otros temas, sobre el funcionamiento administrativo de la ciudad, el manejo del espacio público, el control a establecimientos comerciales, las funciones de las Juntas Administradoras Locales (JAL) y de los alcaldes locales y, además, tuvieron que contestar preguntas de carácter sicológicas.

No faltaron las denuncias de aspirantes que consideraron confusas las preguntas del cuestionario. Frente a los señalamientos, la Secretaria de Gobierno de Bogotá, Clara López, dijo que reunirá todas las reclamaciones que presenten los aspirantes con el fin de evaluarlas una por una. El próximo 25 de febrero vence el plazo para presentar las respectivas quejas. "Lo que si quiero resaltar es la idoneidad absoluta de la Universidad Distrital sobre la manera responsable como se elaboraron las preguntas, en donde participaron expertos académicos de esa institución", aseguró López. La funcionaria agregó que se trató de una prueba de alta exigencia que, precisamente, buscaba seleccionar los candidatos mejor preparados.

Buscar en el sitio